Next Seguros: Big Data, IoT y Coche conectado

(Artículo escrito por Javier Goikoetxea, CEO de Grupo Next)

En ocasiones no hay que salir fuera de nuestro país para encontrar empresas inspiradoras que están cubriendo una demanda de servicios que poco a poco se van abriendo paso. Me refiero a la industria aseguradora y a los modelos de seguros basados en el uso (UBI – Usage Based Insurance), donde aparece el coche conectado.

La innovación nunca ha sido la seña de identidad del mundo asegurador, pero la incipiente irrupción de empresas innovadoras con base aseguradora, también llamadas insurtech, está cambiando el modo en el que podemos observar ahora esta industria.

La propuesta de Next Seguros, por ejemplo, una empresa que está localizada en las afueras de Madrid, ofrece su propuesta de valor del seguro del automóvil sobre el planteamiento de la exposición al riesgo: cuanto más conduces, más probabilidades tienes de sufrir un accidente. Cuanto más tiempo pasas al volante, más cosas te pueden ocurrir. Así las cosas, esta compañía ofrece una solución de seguros basado en un precio que disminuye en función del kilometraje que una persona acceda a comprar. Si vas a conducir 4.000 kilómetros, vas a tener una probabilidad de sufrir un accidente sensiblemente menor al que va a conducir 40.000 kilómetros durante el mismo período. De esta manera, premian al que se expone menos al riesgo lo que ha permitido a esta compañía reducir la siniestralidad en 30 puntos con respecto a la media del mercado.

El coche conectado de Next Seguros (Fuente. https://image-store.slidesharecdn.com/1991e76a-bec6-4f22-a202-d4ef94e8923b-large.jpeg)
El coche conectado de Next Seguros (Fuente. https://image-store.slidesharecdn.com/1991e76a-bec6-4f22-a202-d4ef94e8923b-large.jpeg)

Todo esto es posible gracias a un dispositivo que, literalmente, enchufas en el vehículo y que es un “medidor”. Gracias a este tipo de innovaciones, llegamos al coche conectado, que permite el acceso remoto a un vehículo y este es capaz, a su vez, de enviar datos. El acceso remoto, por ejemplo, permitirá que dos coches se comuniquen entre sí para de evitar accidentes evaluando en tiempo real quien tiene preferencia en un cruce y, además algo que ya vemos en nuestras carreteras, el vehículo se podrá comunicar con una infraestructura, por ejemplo, para pasar un peaje. Quizá esto pueda resultar algo menos novedoso, pero si el coche puede comunicarse con un peaje, también se puede comunicar con su taller, con la gasolinera o con la ITV.

Obviamente, todo lo relacionado con la movilidad, incluso, ya es cosa del pasado ya que a día de hoy muchos automóviles incorporan sistemas de ayuda para búsqueda de rutas más eficientes para evitar atascos. Eso afectará a la red viaria, a la forma de interactuar con ella, a la seguridad vial, a la frecuencia de los accidentes, a la tipología de los mismos, a la configuración del seguro del automóvil y finalmente a la relación entre personas y al propio sistema de convivencia. Vamos a ir desmigando esta interesante información para ver si somos capaces de entender el pasado y el presente para predecir el futuro.

Después de pasar ya más de 18 años vinculado al mundo de la tecnología asociada a la movilidad del auto y al seguro, ya no tengo ninguna duda en que el vehículo es mucho más que un sistema para transportarnos. Yo creo que es casi una máquina perfecta.

Hace 35 años un vehículo debía ser asequible y con tener cuatro ruedas y un volante teníamos resuelta la necesidad. Hoy en día, marcas generalistas con vehículos de gama media tienen incorporados desarrollos que tan sólo 5 o 6 años atrás nos parecían pura ciencia ficción.

En el año 80, en España contábamos con 10 millones de vehículos y algo más de 2.000km de autopistas. Hoy contamos con más de 25 millones de autos con algo más de 16.550 kilómetros de autopistas/autovías. En esa época, los automóviles no contaban con ningún sistema de ayuda a la conducción, y hoy es imposible en un automóvil que no tenga los sistemas de seguridad pasiva estándar del mercado: ABS, ESP, tercera luz de freno, control de tracción y un largo etcétera de sensores y sistemas muy sofisticados.

En la década de los 70, los fabricantes empezaron a controlar funciones básicas del motor. Con el paso del tiempo, esa recogida de información se aceleró y en los 80 comenzaron a medirse las emisiones, y regulaciones del motor en términos de eficiencia, todo ello orientado a controlar más y mejor la evolución del motor. En el año 96 en USA y en el 2000 en la Unión Europea se universalizó el uso del puerto On Board Diagnostic (OBD) para gestionar la información de los ordenadores que lleva el vehículo. Este acceso universal a los datos del vehículo permite, al mecánico del taller o concesionario, diagnosticar la “salud” del vehículo y visualizar en un ordenador las posibles anomalías encontradas.  A día de hoy, esta diagnosis se puede realizar remotamente de manera tal que incluso se pueda obtener información del estilo de conducción y así determinar patrones de movilidad, todo ello en tiempo real. Todo esto es posible ya que hoy el acceso a la tecnología se ha comoditizado y además el coste de la trasmisión de datos e incluso de la incorporación de una SIM son céntimos de euro.

Los coches van a gestionar su propio mantenimiento y sus necesidades, casi sin que el usuario del vehículo forme parte de la ecuación. Todavía debemos revisar los neumáticos, los líquidos y el estado general del vehículo antes de un gran desplazamiento. Todo esto, en pocos años, va a pasar a la historia. En realidad, gracias a la tecnología del coche conectado y a plataformas como MYZUUM (www.myzuum.com) , ya ha pasado a la historia.

La citada plataforma de coche conectado permite verificar y diagnosticar, de manera remota y en tiempo real, más de 7.000 posibles puntos de diagnóstico del vehículo, a imagen y semejanza de lo que haría un médico con su paciente después de un exhaustivo examen sobre su salud. El vehículo se ha convertido en inteligente y él se gestiona a sí mismo. El usuario, por tanto, no participa en la ecuación más que para aceptar y pagar lo que corresponda, siempre con la máxima transparencia y el máximo rigor.

La industria de la automoción y la industria de la tecnología, cada vez están más cerca, seguramente por razón de esta última. Hace algunos años que Google se interesó por los vehículos y la conducción autónoma, no tanto por el vehículo en sí, sino por entender que de media en USA, un conductor pasa en su auto una media de 4 horas diarias y entendían que era mucho tiempo como para que una persona estuviera desconectada de la red.

¿Hasta dónde podemos llegar? Pues parece que de manera inequívoca vamos al vehículo autónomo. Vamos al vehículo que conduce sólo. Vamos a un sistema que nos permita desplazarnos mientras realizamos otra actividad o simplemente estamos disfrutando del propio viaje. Y no queda tanto tiempo para verlo en nuestras calles, son una regulación que nos haga sentirnos a todos cómodos. Ya sabemos que estas cosas se crean en EEUU, los Chinos lo suelen copiar y en Europa nos enredamos en los temas legales, pero gracias a la iniciativa, como digo, de empresas que ya están irrumpiendo en nuestro entorno, todo esto se acelere.

Si un vehículo que gestiona su movilidad de manera autónoma, se habla con otros vehículos y es capaz también de interactuar con su entorno, es muy difícil que sufra un accidente. Si vamos a tener, al menos en el centro de las ciudades, vehículos conduciendo de manera autónoma, es muy sensato pensar que los accidentes van disminuir de manera drástica y hasta podríamos pensar que tomando algún tipo de medida adicional pudieran dejar de existir. En ese caso, ¿qué haríamos con los seguros de autos tradicionales que hoy conocemos? En caso de tener un accidente, ¿de quién sería la culpa? ¿Quién sería el responsable, el desarrollador del software o quien ensambló el auto o quien lo programó para una determinada actividad? Claramente el mundo del seguro, además del mundo del automóvil es el que espera una gran transformación en esta década.

Obviamente todos los factores de la movilidad serán tratados de manera específica y los motores de Big Data y de Business Inteligence harán el resto. Todo en tiempo real. Todo a satisfacción del usuario. Todo pensado para hacernos la vida más fácil, garantizando la privacidad de todos los datos.

El análisis y los procesos de Big Data son ya el nuevo paradigma, ya que a través de la combinación de múltiples factores y datos podemos llegar a determinar, por ejemplo, cuando un vehículo necesita gasolina o cuando debe cambiar los neumáticos. Los coches podrán consumir, crear y compartir datos y ahí es donde la capacidad del Big Data tiene un gran recorrido posibilitando intuir tendencias, necesidades futuras y resolver problemas que se generen.

Y todo esto, lo tenemos en nuestro país, con empresas innovadoras que hacen de nuestro ecosistema de empresas de base tecnológica la envidia de otros países que supuestamente nos han tomado la delantera.

Movilidad sostenible para empresas: Leioa Berri Auto

Supongo que todos, a estas alturas, estamos ya medianamente familiarizados con el concepto de “movilidad sostenible”. Es un término frecuentemente empleado para referirse a ese conjunto de acciones que persiguen provocar un uso racional y eficiente de los medios de transporte. En un mundo en constante movilidad, que seamos eficientes cuando lo hacemos, puede tener un impacto bastante sustantivo en el empleo de los cada vez más finitos recursos.

En un mundo en el que se estima que para 2050 el 70% de la población mundial residirá en ciudades, se torna crítico que seamos capaces de desplazarnos de manera sostenible. Y no podemos esperar a 2050 para arreglar ese problema. De hecho, para limitar el calentamiento del planeta (entiendo que no he de enlazar evidencia empírica alguna), la Unión Europea ha fijado tres principales objetivos:

  • Aumentar la cuota de las energías renovables (esto ya llevamos años haciendo)
  • Incrementar la eficiencia energética
  • Reducir las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI)
Calentamiento global (Fuente: Wikipedia)
Calentamiento global (Fuente: Wikipedia)

Este último objetivo de la Unión Europea -la reducción de gases de efecto invernadero- es en el que más se puede trabajar para el objeto de esta entrada, que no es otro que la movilidad sostenible. Y es que los objetivos de reducción en las emisiones de carbono en el transporte son de un 60% para el año 2050 e incluirán objetivos y acciones como:

  • Intentar limitar al máximo posible los vehículos de combustibles convencionales en las ciudades.
  • Un uso del 40% de combustibles bajos en carbono en aviación.
  • Un cambio del 50% en el transporte de pasajeros de media distancia; por carretera, que pasen a ser medios de transporte ferroviario, marítimo y fluvial.

Todo ello debería contribuir a reducir en un 60% las emisiones provenientes del transporte para el año 2050. La Antártica y el Ártico se derriten. Las ciudades, esas que poblaremos, muchas de ellas se encuentran en la costa. Las temperaturas bajan 8 grados por cada 1.000 metros que ascendemos. ¿Pero, cuántas ciudades conocéis a esa altitud? El problema del calentamiento global, ya digo, amenaza en muchos sentidos nuestro modelo de vida futuro.

¿Lo conseguiremos? Esa es la gran duda que muchos de los que nos preocupamos por estos aspectos nos hacemos. ¿Qué están haciendo las empresas? ¿Y los particulares? En una era en la que tanto las empresas como los ciudadanos somos agentes del cambio, no solo son las empresas las que deben asumir dicha responsabilidad. Es un problema de todos, del que tenemos que ser conscientes.

Y en esta clave es en la que quería escribir esta entrada. Mis amigos de Leioa Berri Auto, tradicionalmente un concesionario de vehículos Renault, se dieron cuenta de todo esto que estoy escribiendo en esta entrada, y dado que siempre han estado a la vanguardia de la innovación en lo que a movilidad se refiere, acaban de lanzar una nueva línea de trabajo para aportar soluciones de movilidad sostenible a las empresas. En un mundo en el que las empresas representan cada vez más peso tanto económico como social (no hay más que mirar el valor bursátil de las empresas), centrar parte de la solución en ellas, me parece una idea realmente brillante.

¿Y qué han hecho mis amigos de Leioa Berri Auto? Adentrarse en el mundo de los vehículos eléctricos con un esquema “llave en mano” para empresas y sus flotas de vehículos. Es decir, ofrecer a empresas privadas, no solo a entidades públicas, la posibilidad de disponer de puntos como el que sale en la siguiente imagen:

Fuente: http://static01.diariodenavarra.es/uploads/imagenes/bajacalidad/2013/08/26/_electrico_6ff36716.jpg?5d6b5f38a3600518a3e4dfcc5b4de9cf

La autonomía de la mayoría de los coches eléctricos ronda en el mejor de los casos los 200 kilómetros. Eso sí, siempre y cuando se trate de una conducción ecológica y en condiciones climáticas que no supongan el uso de servicios como la calefacción o el aire acondicionado (ya ven, en nuestras pequeñas decisiones está la emisión de gases de efecto invernadero). Esta *baja* autonomía (aunque yo rara vez hago más kilómetros que esos, ¿y tú?), la recarga de las baterías es fundamental.

En situaciones normales obtener una carga del 100% puede suponer una espera de más de seis horas. Cierto es también que la tecnología y los cargadores adecuados pueden reducir éste tiempo a menos de 30 minutos. Y es que las tecnologías de recarga están desarrollándose a una velocidad realmente alta. Por ello, la red pública de puntos de carga está en constante expansión, de tal manera que los puntos de carga irán llegando a todas las zonas de las ciudades. Pero, se quiere llegar más allá, y que las zonas industriales y las de servicios también dispongan con carácter ordinario de estos puntos. Actualmente esta implantación se está realizado a un ritmo lento. Y ahí es donde Leioa Berri Auto ve la oportunidad. En el mundo de la empresa, no solo a nivel de ciudadano (que es el que intuitavamente todos pensamos, y atribuimos la responsabilidad de su desarrollo a las intituciones públicas). ¿Qué puedes hacer tú y tu empresa para un futuro más sostenible?

Y es que el medio ambiente y nuestro futuro es cosa de todos. Ofrecer a las empresas un servicio de estudios de movilidad y de ahorro, acompañado de la instalación de puntos de carga, venta de vehículos eléctricos nuevos o de ocasión, así como esquemas de carsharing (incluyendo otros vehículos para elementos intensivos en km, como los de gas GLP –Gas Licuado del Petróleo-), así como su mantenimiento, es donde quiere Leioa Beri Auto centrar su valor.

Y para contarnos todo este servicio, que, bajo mi punto de vista, es un proyecto de alto impacto social y medioambiental, han organizado las Primeras Jornadas de Movilidad Sostenible de la Empresa, el próximo 10 de Noviembre de 16:00 a 19:00, en el Parque Tecnológico de Bizkaia. Os invito a todos a participar e interesaros por este proyecto.

Uber pierde 1.200 millones de dólares: ¿estrategia o problema?

Hace unos días nos enterábamos que Uber ha perdido en la primera mitad de 2016 un total de 1.270 millones de dólares. Para muchos, un auténtico problema de sostenibilidad. Para otros, quizás parte de su estrategia. Por ello, quizás sea bueno repasar un poco por qué hablamos en clave estratégica cuando estamos hablando de unas pérdidas astronómicas.

Más allá de los detalles de la noticia y los “por qué” del hecho en sí (básicamente, las “subvenciones” que dan a sus conductores para incentivar su adopción; inversiones en China de 1.000 millones de dólares, para ahora salirse de ahí; y la dura competición con otras plataformas como Lyft), la pregunta que se ha hecho mucha gente estos días es si una empresa puede permitirse estas pérdidas en tan poco tiempo. Es cierto que es una empresa que sigue creciendo en ventas (ha pasado de unos ingresos por reservas de 3.800 a 5.000 millones de dólares) y margen creció un 18% (de 960 a 1.100 millones de dólares). Pero que su estrategia por llegar a una escala realmente grande, le está haciendo entrar en las pérdidas mencionadas.

Hasta la fecha, en los siete años de vida que tiene, estamos hablando de unas pérdidas totales de 4.000 millones de dólares. Amazon, conocida por haber estado en situaciones parecidas durante mucho tiempo, crecía en valor mientras no dejaba de acumular pérdidas. Al no ser Uber una empresa pública (vamos, que no está en bolsa), es difícil saber si estamos ante un caso parecido. Además, Amazon, el año (no medio año) que más perdió fueron 1.400 millones de dólares. Uber batirá esa cifra. Y aún así, está valorada en 69.000 millones de dólares, una cifra realmente astronómica.

Quizás la tendencia pueda empezar a cambiar. Hay signos para creer en ello. El abandono del agujero que le estaba provocando China, ha provocado que a cambio de salir del mercado, su ex-competidor allí, Didi Chuxing, le invierta 1.000 millones de dólares y le dé un 17,5% de la compañía resultante (acuérdense de lo que le pasó a Yahoo con una inversión parecida en su día en Alibaba). Uber ha perdido casi 2.000 millones en su aventura China en los dos últimos años. Salir de ahí le puede hacer mejorar.

Dicho todo lo anterior, la pregunta que uno se podría hacer es: ¿y cómo sigue Uber vivo con esas pérdidas? Esta era tecnología que tanto valor y transformación económica parece traer, permite este tipo de situaciones. Entre inversiones de capital y deuda, ha captado ya más de 16.000 millones de dólares. Así, esta financiación, es la que permite que las pérdidas no se coman la caja. De hecho, parece que tiene en caja sobre unos 8.000 millones de dólares, que le permiten trabajar en esta estrategia a largo plazo en todo momento.

Pero, como decíamos al comienzo, esto, además de una lectura financiera, requiere de una lectura estratégica también. A Amazon esta estrategia largoplacista parece que no le ha ido nada mal. ¿Será Uber el mismo caso? La salida de China parece que permitirá que se focalice mejor. Quiere mantener su importante cuota de mercado en USA, donde tiene una guerra abierta con Lyft interesante. Se cree que Uber tiene sobre un 85% del mercado allí, aunque Lyft crece mucho en las principales ciudades (donde más escala y rentabilidad se puede alcanzar).

Comparación entre las alternativas de transporte en ciudades en EEUU
Comparación entre las alternativas de transporte en ciudades en EEUU (Fuente: http://www.taxifarefinder.com/newsroom/wp-content/uploads/2015/08/UbervLyftvTaxi-Infographic-01.png)

Por lo que no parece que vaya a ser un problema a corto plazo. Más bien, la pregunta tiene que ser si a largo plazo puede alcanzar la rentabilidad. El punto crítico será la escala. Si es capaz de llegar a tantos sitios, antes que el resto, y luego empezar a rentabilizar esos mercados. Vamos, lo mismo que ha hecho Amazon, que por eso no paro de hacer comparaciones entre ambos.

No olvidemos, que además de este objetivo a largo plazo, el otro gran reto que tiene Uber son sus largas batallas legales. La escala, hará que todavía se reproduzcan más. Esto es algo que a Amazon no le pasó. Por lo tanto, su apuesta parece más arriesgada aún. Que quite competencia sin parar puede ser una apuesta financieramente buena, pero a efectos legales, hará que tenga que pelear muchas de esas grandes disputas solo. Para los organismos de control de la competencia, un tema que seguro les genera mucho trabajo. Y la amenaza de nuevos sustitutos (¿no íbamos hacia una era de vehículos autónomos?), también está ahí.

A pesar de todo ello, seguirán invirtiendo fuerte en marketing, como han hecho hasta la fecha. La escala es lo que hará que dentro de unos años podamos volver a enlazar este artículo para decir si finalmente le salío bien o mal la jugada.

Esta era tecnológica tiene estas cosas. Puedes perder una cantidad descomunal de dinero (la más grande de una empresa tecnológica en la historia), pero que todavía estemos hablando de rentabilidad a largo plazo. Máxime, en un mercado con tan pocas barreras de entrada como en el que trabaja Uber. Por cierto, ¿dónde quedó eso de la economía colaborativa? Acuérdense.

¿Qué es realmente la Transformación Digital? Personas y gestión del cambio (I)

Ya he hablado con anterioridad sobre la transformación digital. He hablado de ello en clave de oportunidades para las startups, su impacto económico y social, y en términos de su impacto macroeconómico y los intangibles. Pero sigo viendo muchas noticias y artículos que hablan de todo ello, pero donde discrepo bastante sobre el enfoque se le da. Especialmente, promovidos por la industria (entendible que lo hagan así), que llaman a la acción de la digitalización de la economía, de la sociedad, de los negocios, etc.

Lo hacen “con un enfoque de herramienta“. Esto es algo que ya señalé en el artículo anterior hablando del Museo del Prado y su migración a la web. Alertábamos que la transformación digital era otra cosa; implicaba procesos, implicaba estrategia, implicaba objetivos. Todo eso, al final son personas, colaboradores, que tienen que hacer nuevas cosas. Por ello, la gestión del cambio y la transformación organizativa ha de ser gobernada consecuentemente.

En primer lugar, ¿por qué transformación digital? Bajo mi punto de vista, las emrpesas deberán desarrollar una estrategia de transformación digital, en mayor o menor grado, para no quedarse atrás. Nuevas oportunidades de negocio, nuevos competidores digitales, nuevos hábitos de compra de mi base de clientes, etc. Son realidades que están ocurriendo una industria tras otra.

Un estudio de Accenture, titulado “Global Mobility Study 2015“, entrevista a 1.925 altos directivos, 100 de ellos en España. De las muchas preguntas formuladas, me llamó la atención la siguiente gráfica y sus resultados:

Tecnologías digitales y transformación Digital (Fuente: http://cincodias.com/cincodias/2015/11/24/tecnologia/1448393637_983045.html)
Tecnologías digitales y transformación Digital (Fuente: http://cincodias.com/cincodias/2015/11/24/tecnologia/1448393637_983045.html)

Un 92% de los directivos tiene claro que la digitalización (integración de tecnologías digitales en sus procesos de negocio) pueden impulsar su día a día. Áreas como el marketing, logística, recursos humanos, finanzas, administración, producción, etc., son procesos funcionales, donde la toma de decisiones informada, o la automatización de tareas (dos de los vectores de mejora claros de la digitalización), van a ganar mucho impulso.

El aumento de la velocidad de desarrollo y de lanzamiento al mercado de productos y servicios, la creación de nuevas oportunidades de negocio, la transformación de la forma de operar de la empresa y el cambio desde una mentalidad centrada solo en el producto a un enfoque orientado al servicio, son las áreas que señalaban como elementos de consideración.

Pero, alertaban que en muchas ocasiones habían tenido “experiencias digitales” no muy satisfactorias. Derivado, especialmente, de ese “enfoque herramienta” del que hablábamos. Es decir, de la obsesión por pensar en soluciones informáticas sin haber aclarado con antelación elementos como la estrategia a seguir, o la inclusión de las herramientas en procesos (que es al final la única manera de sacarles valor).

Un trabajo de la escuela de management MIT Sloan, con muchas horas de investigación detrás, expone de una manera bastante concreta, integral y detallada cómo las organizaciones pueden redifinir sus procesos (ojo, hablamos de redefinición) con la incorporación de las tecnologías digitales. Lo exponen en clave de estrategia y su objetivos. Además, enfatizan la importancia de desarrollar las habilidades en los trabajadores. Por ello, acabamos hablando de personas y la gestión del cambio. Y es que el impacto en la transformación organizativa y del día a día de las personas es lo que más condiciona el éxito de un ejercicio de transformación digital.

En otro trabajo de la MIT Sloan, concretan más esto. Enfatizan la importancia de las habilidades de las personas en el uso de herramientas digitales, pero también resaltan la importancia del liderazgo para pasar de tecnología a transformación. A esto, lo llaman “Madurez Digital“.  Y esto proceso de transformación a la madurez digital, se descompone en tres grandes áreas de cambio, que es donde las personas más deben cambiar sus hábitos:

  1. Experiencia de cliente: aquí hablamos de entender que los nuevos clientes quieren nuevos puntos de contacto y nuevas experiencias de relación con nuestras marcas. Otros mecanismos y códigos de comunicación. Algunas marcas ya lo están haciendo en redes sociales. Otras todavía no entienden que estos canales sirven para relacionarnos con nuestros clientes. Y otras, incluso han desarrollado una “inteligencia social” que permite modelizar y segmentar a los clientes acorde a su comportamiento en los canales digitales (especialmente en redes sociales). Es decir, el Big Data al servicio del entendimiento del cliente. Además, ahora tenemos nuevos “escaparates digitales”. Una tienda online no solo la tenemos que ver como una “tienda”, sino que también en muchas ocasiones es nuestro escaparate, y una manera que se nos conozca para que luego vengan a comprarnos a nuestras tiendas físicas. La omnicanalidad, en definitiva.

    Puntos de contacto (touchpoints) y la cadena de valor de la relación con el cliente (Fuente: http://www.garymagnone.com/wp-content/uploads/2013/03/lifecycle-touchpoints-graph-1024x351.png)
    Puntos de contacto (touchpoints) y la cadena de valor de la relación con el cliente (Fuente: http://www.garymagnone.com/wp-content/uploads/2013/03/lifecycle-touchpoints-graph-1024×351.png)
  2. Procesos operativos: la experiencia de cliente es la “capa visible”, pero la transformación de los procesos operacionales, a través de la digitalización, es una realidad que quizás sea la que más productividad aporte. En definitiva, también, más utilidades. La automatización de tareas a través de la digitalización, permite dar ese salto cualitativo que hace que las personas se centren en aportar valor en aquellas tareas que las máquinas no pueden hacer por nosotros. En definitiva, si entendemos que la digitalización trae productividad, hablamos de que las máquinas aporten a la empresa lo que los humanos no son tan eficientes haciendo. Además, las herramientas habilitan nuevos espacios de trabajo, más colaborativos, donde el conocimiento se construye y genera nuevas oportunidades de la sinergia de ideas.
  3. Modelos de negocio: y, en tercer lugar, nuevos modelos de ingresos y nuevos modelos de gastos. En primer lugar, la digitalización trae nuevas fuentes de ingresos: tiendas online, nuevos clientes, internacionalización, exportación, etc. Y, en segundo lugar, se altera la estructura de gasto. De un modelo muy basada en la intensidad de capital (CAPEX), pasamos a uno base en estructuras variables donde es el gasto operativo (OPEX) el que domina la lógica contable. Menos riesgo, menos capacidad de apalancamiento operativo, pero más facilidad para el emprendimiento y la apertura de nuevos modelos de negocio.

Para todo esto, necesitamos una persona que ejerza de jefe de orquesta. Volviendo a la encuesta inicial, podemos ver como el 84% cuenta ya con un director general de tecnología o similares. Es lo que vamos a ver en los próximos años: del Director de Sistemas o TIC tradicional, pasaremos al CIO, Chief Information Officer. El 78% de los directivos dice que su compañía tiene equipos distintos que se responsabilizan de diferentes aspectos de la estrategia digital y el 74% asegura que la responsabilidad de la estrategia para las tecnologías digitales se reparte de forma individual entre las distintas áreas de negocio y no se contempla a nivel de la organización.

Ya ven que esto de la transformación digital no va sobre instalar herramientas. El discurso va más allá. Hablamos de procesos (toda herramienta digital solo será útil en tanto en cuanto se haya incorporado en procesos), pero, sobre todo, hablamos de personas y de gestión del cambio. Más divulgación y convencimiento que obligación.

El Service Learning o Aprendizaje-Servicio: educación para la ciudadanía

A comienzos de Octubre, la alcaldesa de Madrid Manuela Carmena proponía un proyecto que en muchos medios pasó bastante desapercibido, pero a que mí me llamó bastante la atención:

Carmena propone que los universitarios "ayuden a barrer" Madrid y ellos se niegan (Fuente: http://www.elconfidencial.com/espana/madrid/2015-10-02/carmena-universitarios-barrer_1045362/)
Carmena propone que los universitarios “ayuden a barrer” Madrid y ellos se niegan (Fuente: http://www.elconfidencial.com/espana/madrid/2015-10-02/carmena-universitarios-barrer_1045362/)

A tenor de lo que leí en su día, supongo que los principales objetivos que perseguía el consistorio de Madrid era básicamente la limpieza de las calles de Madrid. Ello, a tenor de declaraciones como éstas:

[…] Si se pone en marcha esta iniciativa, los universitarios podrían convertirse en gestores de los grandes acontecimientos juveniles, como los botellones, donde normalmente la basura que se acumula es incalculable.

La propia Carmena lo contaba en primera persona. Ella de joven trabajó en una fábrica de mermeladas como parte del Servicio Universitario de Trabajo (SUT). Esta experiencia la permitió conocer una realidad y adoptar una personalidad conocedora de los trabajos manuales y su implicación y esfuerzo. Concluía con:

Algo de esto queremos hacer para sensibilizar a la sociedad, para sensibilizar sobre todo a las personas jóvenes de que la ética de la limpieza es un elemento de sostenibilidad de nuestra sociedad y es indicativo del comportamiento ético necesario para con los demás, que los demás no tengan que recoger la suciedad que yo genero.

Más allá de las reacciones de unos y otros (que ya anticipo que a los estudiantes no les gustó nada), esta noticia me hizo pensar en los principios y valores que subyacen a un proyecto como éste. Es más, tengo una experiencia parecida a la de Carmena. Suelo contar en algunas conferencias y charlas mi experiencia en esa línea. Yo solo he estado dado de alta en la Seguridad Social por dos organizaciones: la Universidad de Deusto y la empresa de limpieza de mi pueblo, Leioa, denominada Halsa. Fueron varios los veranos, especialmente en las fiestas populares de mi pueblo, cuando uno de joven quería sacar unos ingresos mayores, y se tenía que poner el mono de limpieza. Os hablo de los 14 años en adelante.

Pero, más allá del dinero, lo que aprendí es precisamente mucho de lo que señala Carmena: visión comunitaria sobre la limpieza de una ciudad, ser responsable y sensibilización hacia la limpieza que uno genera en un evento del talante de unas fiestas populares, y sobre todo, valoración y reconocimiento al trabajo manual que día a día realizan personas y trabajadores como todos nosotros.

Carmena quería implicar a los universitarios. Y no es porque sea un colectivo que tiene más o menos habilidades para ello. La cuestión es que cada vez son más los proyectos para la educación en el compromiso ciudadano en la enseñanza superior. Esto que se estilo mucho en los países anglosajones, en España no lo hemos visto tanto. Se denomina el Aprendizaje-Servicio (ApS) o Service Learning.

Hace unos meses, estuve en la conferencia que impartió Andrew Furco, de la Universidad de Minnesota, experto en estos menesteres. Se centró en la evaluación de los efectos del Aprendizaje-Servicio en los estudiantes, en las organizaciones sociales desde las que estos desarrollan un servicio solidario y en las universidades. Tiene una publicación titulada “A Status Report on the Impacts of Service-Learning: A Review of the Research” que habla, desde una perspectiva científica y aplicada, sobre los efectos que tiene en la ciudadanía su vinculación en los servicios comunitarios. Y de esto quería hablarles.

No me parece un tema menor. Esta tendencia “pragmatoide”, de obsesión por lo inmediato, que están adquiriendo los sistemas educativos, hace que la formación de la ciudadanía del futuro resulte cada vez más complicado. La visión utilarista les está haciendo grandes técnicos de sus áreas de conocimiento, pero estamos quizás olvidando conceptos como la responsabilidades y la solidaridad.

El Aprendizaje-Servicio es una metodología innovadora que refuerza los vínculos entre la comunidad local y las instituciones educativas. El objetivo no es otro que ofrecer respuestas a los retos que plantea la educación en la actualidad. ¿Y qué se puede hacer en una institución de educación para introducir gradualmente esta visión hacia el servicio comunitario? Varios elementos:

  • Rol activo de nuestros estudiantes: son ellos mismos quienes plantean sus propuestas de planificación e implementación de la tarea a desarrollar. Esto, a futuro, en contextos profesionales, nos viene muy bien.
  • Atención a una necesidad real: muchas veces se critica que trabajamos problemas no reales. Pues nada más real que, en este ejemplo, la limpieza de nuestr ciudad. Si consideramos, además, que nos movemos en sociedades democráticas, la participación en la comunidad debería ser un derecho y un deber de los ciudadanos. En países nórdicos ya ocurre esto.
  • Relación con los objetivos curriculares y los resultados de aprendizaje: en nuetro Espacio Europeo de Educación Superior,  relacionar este desarrollo competencial con el currículo y los resultados de aprendizaje que se les espera, con el servicio voluntario a la comunidad constituye uno de los elementos más reseñables.
  • Ejecución de un proyecto de servicio: competencias como orientación al servicio, toma de decisiones o gestión y planificación por objetivos, ganarían muchos enteros con este tipo de proyectos. El diagnóstico de las necesidades del entorno y la preparación del proyecto para darles respuesta resultaría una actividad muy enriquecedora.
  • Reflexión: soy el primero que suele quejarse en ocasiones de la falta de pensamiento crítico de nuestros estudiantes. Pero en este caso, y aunque pudieran parecer trabajos manuales, no les quedaría otra. Los beneficios no son solo académicos (resolución de problemas), sino también de desarrollo personal (identificación de valores, diagnóstico y conocimiento personal) y curricular (mejora del proyecto y mejora de las actividades de servicio).

Los beneficios para nuestros estudiantes de un proyecto de este tipo resultan bastante evidentes. Entre ellos, me atrevería a destacar que los estudiantes se empiezan a sentir positivamente conectados a la realidad y las necesidades de su comunidad. Esto genera ciudadanía y sensibilidad (seguramente así dejemos de tener las calles tan sucias, bulliciosas, etc.). Además, los problemas reales planteados, hacen que los estudiantes tengan que diseñar e implementar soluciones a problemas que deben ser novedosas e innovadoras. Y hace que tengan que desarrollar muchas competencias que tanto buscamos en las aulas de las universidades (resolución de problemas, toma de decisiones, planificación, gestión del tiempo, etc.)

Como ven, la educación va más allá de las cuestiones técnicas o contenidos. Hay competencias, visiones, e implicaciones ciudadanas y de comunidad que aportan un valor enorme al currículum de nuestros estudiantes. El Service Learning se constituye así como una metodología innovadora que puede aportar mucho al desarrollo humano de nuestros estudiantes.

La ciencia en España, los políticos y las inversiones que pudiéramos recibir

Quizás esté siendo muy crítico hoy para lo que acostumbro (aplico un sesgo de selección a los temas que trato porque me parece que otros lo hacen bastante mejor que yo, y porque hablando de corrupción y crisis todo el rato poco vamos a arreglar). Pero al menos, me quedo tranquilo de poder rescatar algún día este texto, y acordarme que España cambió, que tomó otro rumbo, y que por fin, fomentamos el pensamiento crítico de nuestra Sociedad. Algún día. Sean felices.

Leía esta mañana en el desayuno esta columna de opinión de César Molinas sobre el CSIC y la clase política. De entre las cosas más llamativas,  y sobre las que quería a continuación soltar alguna pincelada adicional, destaca:

[…] el discurso político quedaría en exclusiva en manos de aquellos que no ven ninguna relación causal entre la ciencia de hoy y la riqueza de mañana y que, por tanto, esperan que la futura prosperidad de España se base en proyectos tipo Eurovegas o en alfombrar con líneas de AVE la práctica totalidad del territorio nacional. […]

Me ha llamado la atención porque si bien no con las mismas palabras, es algo que suelo comentar en los diferentes foros donde nos da por hablar de estas cuestiones. Voy a dejar de lado lo obvio y muy repetido: sin inversión en ciencia y tecnología, mal futuro nos espera. Ni siquiera sé por dónde empezar a enlazar para demostrarlo, así que lo consideraremos como un axioma.

Y esto nos lleva a preguntarnos, ¿por qué entonces nuestros representantes políticos recortan por aquí y por allá sin mayor reparo? Bueno, pues coincidiendo con la opinión de Molinas, mi hipótesis es porque quizás ni siquiera sepan qué beneficios tiene. Quizás tampoco sepan mucho de en qué consiste, a tenor del número de doctores que hay en el gobierno actual (2, García-Margallo y Montoro, no dejando de ser curioso lo de éste último, que junto con Wert, son dos de los principales responsables de este atropello a nuestro futuro).

En el marco internacional y globalizado actual, España debiera apostar por la ciencia y tecnología como factor clave de competitividad. No podemos aspirar a competir en el mundo apostando por la competitividad en costes. Tiene que ser el conocimiento. Ese movimiento por la reindustrialización de Europa de la que han hablado Merkel y Cameron en numerosas ocasiones, por la apuesta por poner barreras de salida a los clientes en base a una gran experiencia y un gran producto basado en el conocimiento, no es compatible con los recortes en I+D+i de nuestros representantes.

No soy yo, precisamente, uno de los que valora el conocimiento solamente en términos monetarios. Para mi el progreso científico, y la cultura que de su instauración se deriva, dota a los ciudadanos de un sentimiento de libertad y de una capacidad de pensamiento crítico que tanto necesitamos en una época en la que los sesgos de selección en las noticias de los medios, el anumerismo, las falacias de comparación, la demagogia y las noticias tendenciosas están a la orden del día.

Es más, en ese mundo internacional y competitivo al que me refería, entender sus fenómenos complejos, las relaciones entre los subsistemas económicos, sociales y culturales, así como los resultados de las acciones que emprendemos me resulta especialmente crítico. Aplicar a todo ello el método científico, el rigor en el análisis de lo que leemos, hacerse nuevas preguntas (siempre digo que el día que me quede sin preguntas, me quedo sin trabajo), capacidad de interpretar las novedades a las que tenemos que enfrentamos en un plano no solo tecnológico, sino de valores (¿el coche de Google qué efectos morales persigue? ¿tienen las impresoras 3D algún problema en términos éticos?), etc., son competencias esenciales para destacar como sociedad.

El propio hecho de que la ciencia no está bien pagada es fiel reflejo de dónde está la oportunidad económica de un país. Aún a pesar de que existen numerosos informes de la OCDE en los cuales se señala que de los tres factores que más afectan al crecimiento económico de un país, la inversión en conocimiento es uno de ellos (los otros dos son el grado de apertura comercial –en esto parece que no vamos mal– y la presencia de inmigrantes).

Sin embargo, algo ocurre en el entramado político y económico para que no se entienda todo esto que estamos contando. La buena noticia es que la sociedad (al menos la Vasca) parece que cada vez es más consciente de ello. Sin embargo, el CSIC (el 20% de la producción científica de España) al borde de la quiebra. Ningún político se ha pronunciado sobre ello.

Quizás es que confíen en seguir con un modelo basado en tener como presidente de la patronal de empresas CEOE a un señor que robó en el caso Marsans y ocultó patrimonio para no pagar a sus acreedores, la familia del presidente de unos principales bancos tiene sobre unos 2.000 millones de € en Suiza, su número 2 es imputado, condenado e indultado, presidentes de cajas de ahorro que inflan precios de compra para su enriquecimiento particular o colectivo que luego quedan en libertad, presidentes de Diputaciones que la suerte les sonríe a pesar de dejar de herencia aeropuertos vacíos y esculturas a lo Lenin y Mao, miembros de la familia real de España presuntamente empresarios filantrópicos que acaban siendo de todo menos eso, el presidente del Tribunal Supremo y el CPGJ se gastaba dinero de todos los Españoles para sus actividades de fin de semana, etc. Prefiero no seguir.

Que la herencia del Franquismo y su corporativismo empresarial (bueno, intervencionismo en todos los planos), instaurado a través de un INI que monopolizaba toda la iniciativa privada, debería haber quedado atrás, todos queremos creerlo. Otra cosa es que sea cierto. Los sistemas de monitorización de boletines oficiales por parte de las empresas es un proceso habitual. Mala señal. Las reuniones periódicas con administraciones públicas, es otra cosa habitual en las empresas. Mala señal.

De estas cosas y más, he hablado con inversores en España. Sin ir más lejos, en los últimos 3 meses, que he visitado New York y Moscú, tuve la oportunidad de tener varias reuniones con empresas y personas con intereses económicos en España. Y como siempre me preguntan por “el estado de España”, suelo aprovechar a preguntar su visión también, para hacer un poco de “experimentación de campo”. Y además de los comentarios conocidos (quizás no ayude nuestra denostada marca España en el exterior), me llamó la atención un comentario que me hizo un fondo de inversión en NYC: “Invertir en España es muy peligroso por la inestabilidad jurídica. No hay sector en el que no haya cambios cuando llega un nuevo gobierno“. Quizás lo de los gobiernos en coalición y los pactos de estado, es algo que se debiera empezar a sondear también.

Quizás esté siendo muy crítico hoy para lo que acostumbro (aplico un sesgo de selección a los temas que trato porque me parece que otros lo hacen bastante mejor que yo, y porque hablando de corrupción y crisis todo el rato poco vamos a arreglar). Pero al menos, me quedo tranquilo de poder rescatar algún día este texto, y acordarme que España cambió, que tomó otro rumbo, y que por fin, fomentamos el pensamiento crítico de nuestra Sociedad. Algún día. Sean felices.

La adicción nuestra, los Sapiens Sapiens, al oro (III)

Y, a pesar de que mucha gente piense que es el único refugio seguro, la realidad muestra que probablemente sólo lo sea el dinero en efectivo (y esto por el momento). El oro, puede perder su cotización tan rápido como la gana. La historia así lo cuenta.

[Continuación del artículo anterior y cierre de la serie]

Y para concluir esta serie, vamos a ver un poco las consecuencias de esta nueva fiebre de oro. Que sí, que aquí en Occidente y en los países desarrollados en general disfrutamos, pero la cuestión no es tan sencilla por otros lados.

Ya sabéis cómo nos gusta a los Sapiens esto de forrarnos rápidamente (llamadle pelotazo si queréis), así que os podéis imaginar que no íbamos a ser esquivos a esta oportunidad que está brindando el oro. Hace justo 12 meses, y a pesar de regitrarse el peor enero de los metales preciosos en dos décadas, los inversores mantenían una apuesta de $102.000 millones a favor del aumento de precios del oro (tanto como todos los bancos centrales salvo los cuatro más importantes y tanto como la extracción de plata que puede hacer EEUU en casi 12 años).

Que recuerde haber leído en los últimos meses, quizás los casos que más me han llamado la atención (además de lo que puede estar pasando en China, que sinceramente, ni idea de cómo fiarse uno, etc.), son los de ColombiaMongolia.

En Colombia, un titular del NYT del pasado Marzo lo dice todo:

In Colombia, New Gold Rush Fuels Old Conflict

En el mix del problema, todo tipo de facciones militares: las FARC, facciones nacidas de los escuadrones paramilitares de “derechas”, etc. Ante la persecución por el tráfico de drogas que estaban sufriendo, se están lanzado a nuevos “emprendimientos”. Lavado de dinero y extorsiones son los objetivos.

Un ejemplo: la región de Medellín, Antioquía, con índices de violencia por las nubes y medioambientalmente bastante devastado:

  • La tasa de homicidios en Caucasia (municipio de Antioquía) es de 189 por cada 100.000 habitantes (datos de 2010). Esto permite hacerse una idea de la situación, cuando el promedio nacional en Colombia es de 38 (en el triste top ten del mundo). De las 50 ciudades más violentas del mundo 14 corresponde a Brasil, 12 a México, 5 a Colombia, 4 a Estados Unidos, 4 a Sudáfrica. Las 20 primeras son todas Latinoamericanas.
  • En términos medioambientales, dado que los mineros usan mercurio líquido para separar el oro de los sedimentos del río, hace que el departamento de Antioquia, tenga uno de los más altos niveles de contaminación por mercurio del mundo, de acuerdo con los investigadores de la ONU.

Creo que cuando oímos noticias sobre Colombia, no nos paramos en ocasiones a analizar cómo está ese país por dentro. Para que os hagáis a la idea, sólo Sudán (cuyo presidente Al-Bashir es el primer Jefe de Estado acusado de crimenes por la Corte Internacional Criminal y que lleva asolada años de incesante guerra civil) supera a Colombia en cuanto a la mayor población de desplazados internos en el mundo (aquí escribí sobre el Día Mundial del Refugiado). Sudán tiene un total de 6 millones, pero Colombia le sigue con una estimación de 4 millones de personas. A pesar de haber vivido en la tierra durante años, muchos colombianos tienen la condición jurídica de inmigrantes sin regulación (no, el término ilegal aplicado a un Homo Sapiens no procede).

¿Y cómo puede destacar Colombia por esto? El motivo principal es que durante los últimos 25 años, los traficantes de cocaína, los paramilitares y los rebeldes han tomado el control de unos 13 millones de acres de tierra, desplazando a sus dueños (o siendo obligados a venderlo a precio de saldo bajo amenazas contra sus mujeres). No hay un Registro de la Propiedad. Precisamente esto se quiere arreglar ahora. El nuevo Gobierno Colombiano tiene como objetivo devolver superficie a los pequeños agricultores y darles títulos de propiedad bien censado, incluso concediéndoles préstamos para iniciar la actividad.

Esto es especialmente importante, a sabiendas que más del 60% de las personas que viven en las zonas rurales de Colombia son pobres. El 40% de las propiedades rurales en Colombia carecen de títulos legales, según el Ministerio de Agricultura. Así, muchos deciden por unirse a las guerrillas o los paramilitares en una guerra ya exacerbada por el tráfico de drogas. El problema de terminar con las FARC y alcanzar una paz duradera no es fácil, así.

Los Derechos de Propiedad en particular, y el Estado de Derecho en general, son muy buenos mecanismos de solución de conflictos en cualquier sociedad. El sistema de derechos de propiedad ayudó a EEUU a despegar económicamente. Esperemos que en Colombia también se produzca algo así.

Echen un ojo a esta galería de fotos sobre la inmigración masiva por la fiebre del Oro en la región de Antioquia, para entender la trascendencia de lo comentado en las líneas anteriores.

Nueva Fiebre del Oro en Colombia (Fuente: http://graphics8.nytimes.com/images/2011/03/04/us/Colombia/Colombia-articleLarge.jpg)
Nueva Fiebre del Oro en Colombia (Fuente: http://graphics8.nytimes.com/images/2011/03/04/us/Colombia/Colombia-articleLarge.jpg)

Luego, también me llama la atención el caso de Mongolia. Famosa por ser la capital más fría del planeta, Ulán Bator, hasta hace poco nadie imaginaría que estaría en boca de inversores y patrimonios internacionales. Sin embargo, haber descubierto uno de los yacimientos de oro y cobre más abundantes del mundo, hace que ya se empiece hablar de la nueva Chile o Argentina.

A un país en el que ni siquiera hay vuelos directos desde Europa, las autoridades Mongoles ya se han puesto en contacto con funcionarios de la Administración Chilena, en concreto con el responsable del Fondo Soberano de casi 40.000 millones de dólares que Chile creó para administrar los beneficios por el cobre. Mongolia tiene miedo a que el influjo de divisas extranjeras para extraer sus nuevos yacimientos mineros provoquen su Enfermedad Holandesa (esto es, que un repentino aumento de la riqueza generado por un recurso natural afecta la competitividad) o un despilfarro de las Administraciones Públicas que lleven a atarse demasiado al populismo del Panem et circenses (de hecho, en la campaña electoral del 2010, el partido ganador prometió para 2011 un bono con esteroides, esto es, 1.100 dólares para cada ciudadano para “repartir la riqueza del pueblo”).

En 2009 Mongolia autorizó una inversión inicial de 4.000 millones de dólares por parte de Ivanhoe y Río Tinto. El gobierno se quedó con un 34% de la explotación del proyecto. La capacidad será de unas 544.000 toneladas de cobre y 650.000 onzas de oro en los próximos 10 años. El FMI estimó que sólo la inversión en Oyu Tolgoi representa un 20% del PIB de Mongolia en 2010. Se hacen ya proyecciones que el actual PIB/cápita de 3.000 dólares pase a ser de 15.000 en 2015.

Proyectos de extracción de oro en Mongolia (Fuente: http://www.entreegold.com/_resources/maps_2011/mongolia_country_map_november2011.jpg)
Proyectos de extracción de oro en Mongolia (Fuente: http://www.entreegold.com/_resources/maps_2011/mongolia_country_map_november2011.jpg)

Es cierto que en el mundo moderno es *bastante* fácil pasar de 1.000 dolares per capita a unos 10.000 o 15.000 con instituciones basicas decentes (poca corrupción, no hay hiperinflacion, etc) y muchos recursos naturales. Sin embargo, pasar de 15.000 es más difícil. Por ejemplo, China todavía no ha llegado a esas cifras. Veremos Mongolia.

Conclusión

El tema da para mucho. En especial para centrarse en cada uno de los commodities y en las regulaciones de sus respectivos mercados, la extracción de la materia prima, etc. Ya veis que los efectos del oro son múltiples.

Y, a pesar de que mucha gente piense que es el único refugio seguro, la realidad muestra que probablemente sólo lo sea el dinero en efectivo (y esto por el momento). El oro, puede perder su cotización tan rápido como la gana. La historia así lo cuenta.

Reflexiones finales: ¿qué nos proponen para reducir el altísimo desempleo juvenil?

Nos vemos en las urnas el 20 de Noviembre.

Haciendo unas últimas reflexiones para mañana, andaba ojeando qué proponían los partidos políticos sobre unos de los temas que más me preocupa de la situación de este país: el desempleo juvenil. Hace poco escribía como ya era del 48%, y anteriormente había escrito un par de reflexiones en alto (ésta y ésta).

Echando un vistazo a análisis detallados sobre la nueva trágica noticia sobre el desempleo en España, me encontré con esta gráfica que el autor del artículo enlaza de aquí:

Comparativa por edades y nivel de formación de las tasa de paro en los terceros trimestres de 2006 (en plena burbuja) y 2011 según la Encuesta de Población Activa
Comparativa por edades y nivel de formación de las tasa de paro en los terceros trimestres de 2006 (en plena burbuja) y 2011 según la Encuesta de Población Activa

Resumiendo la tabla anterior:

  • Prácticamente todas las tasas de paro se han duplicado.
  • Entre ellas, llama la atención la tasa de paro de los jóvenes recién salidos del instituto.
  • Los que terminan diplomaturas y licenciaturas no lo tienen mucho mejor.
  • Queda claro que con menos experiencia y formación, más dificultades para encontrar trabajar.

Cuando los jóvenes (en general) se quejan de que los políticos no hacen nada por ellos, muchas veces me acuerdo que el 80% de los jóvenes se abstuvieron de votar a los que legislan entre el 60 y 70% de lo que nos afecta en España (regulaciones que vienen del Parlamento Europeo), luego, ¿de verdad que los jóvenes leemos lo que nuestros políticos dicen van a hacer por nosotros?

Aunque me indigne mucho la pasividad de los jóvenes ante las elecciones y la política en general, voy a hacer una lectura en alto acerca de lo que los principales partidos políticos ofrecen cara a buscar alguna solución a todo esto.

No busquéis cosquillas al orden, que eso de verdad da igual. He puesto sólo los partidos que pudieran tener cierta influencia entre los principales lectores de este blog, que a falta de un análisis de segmentación de mercado riguroso, entiendo serán gente del País Vasco en edades relativamente jóvenes. Buscad cosquillas al contenido, a la semántica, a los metadatos. No tanto al significante, sino al significado.

Vaya por delante, que todos hablan sobre la necesidad de buscar solución a este problema. Así que me limito a citar las “soluciones” (es un decir), que proponen. Están servidos:

Partidos políticos generalistas

PARTIDO POPULAR (PP). Enlace a su programa electoral:

Un mercado de trabajo rígido, excesivamente regulado y segmentado ha hecho que el principal mecanismo de ajuste de las empresas ante la crisis económica haya sido el despido de los trabajadores más jóvenes, con contratos temporales o con menor antigüedad, cuando no el cierre. Este sistema laboral segmentado ha tenido un coste social y económico demasiado alto.

Promoveremos el desarrollo de un entorno rural con futuro, generador de empleo y riqueza, atractivo para nuestros jóvenes y que respete el medio ambiente.
Promoveremos la incorporación de jóvenes a la actividad agraria para fre-nar el abandono del campo y el envejecimiento de la población rural, así como para facilitar el relevo generacional.
La formación profesional tiene que convertirse en un poderoso instrumento para el empleo de los jóvenes.
Instauraremos una nueva modalidad de formación profesional de carácter dual, que permita a los jóvenes desempeñar dentro del proceso formativo su primera experiencia laboral. Impulsaremos un ambicioso programa de becas-salario.

PARTIDO SOCIALISTA (PSOE). Enlace a su programa electoral:

Este es el objetivo del Plan de Empleo para Jóvenes que aprobaremos en la próxima legislatura, un plan que incluirá las medidas necesarias para reducir el elevado desempleo juvenil y apoyar la creación de empleo de calidad en la salida de la crisis. Con actuaciones orientadas a:

Flexibilizar el sistema educativo para impedir que los jóvenes lo abandonen sin la cualificación y formación necesaria para su desarrollo personal y profesional.

Promover la vuelta al sistema educativo de los desempleados más jóvenes, sobre todo de aquellos que lo abandonaron sin la titulación básica.

Dotar de una cualificación profesional acreditada a todos aquellos jóvenes que carezcan de ella, o que necesiten adaptarla.

Facilitar la transición hacia el mercado de trabajo, a través de un primer contrato o del desarrollo de proyectos de autoempleo, de quienes han alcanzado una cualificación, pero carecen de experiencia profesional.

IZQUIERDA UNIDA (IU). Enlace a su programa electoral:

Hay que prestar la máxima atención, en estos momentos, a la oleada de “nuevos emigrantes” –jóvenes y bien formados-, a los que la actual situación de crisis empuja fuera de nuestras fronteras.
Elaboración de un Plan de Desarrollo Rural Integral: el desarrollo de la producción agrícola y las oportunidades de empleo deberían constituir el criterio cen- tral del desarrollo rural, con la aplicación de políti-cas basadas en el sector, apoyando la biodiversidad agrícola y el empleo rural, especialmente para jóvenes.

EQUO. Enlace a su programa electoral:

Un país en el que el 30% de sus jóvenes finaliza la etapa obligatoria sin ninguna titulación, es un país sin futuro.

Apostamos de manera decidida por la Formación Profesional como itinerario de calidad y con presente y futuro laboral. Es necesario que aumente la cantidad de jóvenes que apuestan por estudiar en dicho
itinerario.
El fomento de un cambio de valores que conlleve una desmercantilización del ocio, el fomento de la multiculturalidad entre los jóvenes y el fomento del asociacionismo juvenil ayudado, por ejemplo, con la cesión de locales y recursos para los espacios culturales jóvenes, que serán además lugar de encuentro y debate para la juventud.
Favorecer el acercamiento y la inclusión multicultural de las personas jóvenes como apuesta de futuro. Para ello proponemos medidas como el reparto más equitativo entre los centros educativos del alumnado proveniente de otros países, desarrollo de la Ley Orgánica de Calidad de la Educación (LOCE) para incluir una norma que defina procedimientos y recursos para la inserción de inmigrantes
Plan de fomento del empleo verde en el medio rural, especialmente dirigido a jóvenes y mujeres.

UNIÓN PROGRESO Y DEMOCRACIA (UPYD). Enlace a su programa electoral:

Medidas de ayuda a los jóvenes agricultores, con especial hincapié en la formación y desarrollo de conocimientos.

Reforma educativa orientada a combatir la altas tasas de fracaso y abandono escolares y a mejorar los niveles de formación de los niños y jóvenes españoles.

Desarrollo de un contrato único laboral de investigación que mejore las condiciones y derechos de los jóvenes investigadores.

Partidos políticos regionales

PARTIDO NACIONALISTA VASCO (PNV). Enlace a su programa electoral:

Atracción y retención de talento. Nuestra apuesta es la de una sociedad basada en la generación y uso del conocimiento y la innovación. Resulta para ello imprescindible convertirnos en un destino preferente para jóvenes europeos de alta cualificación que busquen trabajo y al mismo tiempo, ofrecer oportunidades interesantes a nuestras y nuestros jóvenes, excelentemente formados y con grandes capacidades.

Prioridad al empleo juvenil. Nos oponemos a las medidas que pretenden convertir a las y los jóvenes en personas en permanente formación y precariedad laboral y salarial hasta los 30 años. Junto a medidas específicas para apoyar a jóvenes con fracaso escolar y escasa cualificación, proponemos una política de “becas formativaspara proveer de formación a las y los jóvenes en los países más desarrollados tecnológicamente y en los institutos de investigación más sofisticados, continuando con la asimilación en la medida de lo posible entre el status del becario con el status profesional. Establecimiento de cuotas de participación de jóvenes en los proyectos de investigación e innovación tecnológicas más relevantes financiados por la Comunidad Europea.

AMAIUR (AMAIUR). Enlace a su programa electoral (siento la brevedad, pero no he encontrado un programa como tal, si alguien me lo envía prometo sacar los puntos más improtantes de los jóvenes)

Tendiendo puentes hacia otro modelo social y a la defensa de los derechos de la clase trabajadora.


Sé que faltan muchas otras propuestas importantes: cómo se articulará la austeridad, cómo hacer frente a un desapalancamiento en deflación (quiero creer que no será así), cómo afrontar una Europa más federada/integrada, mercado laboral (debido a la dualidad, los temporales, generalmente jóvenes son sustituibles, y las empresas no los valoran ni los forman como es debido), reformas en la administración, ayudas al emprendedor, reformas del sector educativo, reformas sector financiero, etc.

Con esta entrada sólo quería compartir en voz alta mis últimas horas de jornada de reflexión. Y de nuevo, no busquemos cosquillas, que al final debiéramos remar todos en la misma dirección: la búsqueda de soluciones a los problemas. Nos vemos en las urnas mañana.

Historia de las invenciones (II): imprenta de Guttenberg

Dado que la entrada anterior sobre el origen de las invenciones y la cadena de montaje de Ford ha tenido bastantes visitas, creo que quizás también interese pasar a hablar de otro gran hito en la historia de remezclar ideas para crear un cachivache: la imprenta de Guttenberg. Hemos oído tantas veces la importancia de la imprenta para la cultura occidental que creo que muchos ni siquiera se plantean que pueda ser un mito.

Dado que la entrada anterior sobre el origen de las invenciones y la cadena de montaje de Ford ha tenido bastantes visitas, creo que quizás también interese pasar a hablar de otro gran hito en la historia de remezclar ideas para crear un cachivache: la imprenta de Guttenberg. Hemos oído tantas veces la importancia de la imprenta para la cultura occidental que creo que muchos ni siquiera se plantean que pueda ser un mito.

La imprenta de Gutemberg (Fuente: blogdemcb.blogspot.com)
La imprenta de Gutemberg (Fuente: blogdemcb.blogspot.com)

La historia popularizada (yo la recuerdo como si fuera ayer de la escuela) cuenta que gracias a la imprenta, los libros se vuelven baratos y fáciles de fabricar. En la Edad Media los libros se confeccionaban a mano en los monasterios. Esto hacía que la mayoría de las personas no tuvieran acceso a los mismos, dado que no se podían producir en largas series. A menudo, los monjes tardaban años en terminar sus artísticas obras.

Y ello, en un contexto en el que ya se habían abierto las primeras universidades, y había una demanda fuerte de libros. Junto a ellas, las bibliotecas, el centro de la sabiduría. Mucha gente buscaba fervientemente un nuevo método de fabricación; querían aprender.

El mérito de Gutenberg, como el de Henry Ford, no fue ser un inventor sino un empresario que combinó de manera brillante distintas tecnologías que ya existían. El libro Internet Dreams, Archetypes, myths and metaphors cuenta un poco la historia que realmente hay detrás de Gutenberg y su imprenta, donde se describe cómo se utilizaron invenciones que llevaban siglos por ahí danzando:

  • Tipos móviles:los movable type no fue un invento de Gutenberg en Mainz sino por Laurens Janszoon, un holandés contemporáneo de Gutenberg.
  • Presa de husillo: año 1 d.C. Prensas reconvertidas de viñedos.
  • Tinta: 180 a.C. . Tinta que agarrase a las planchas.
  • Papel: 1800 a.C. Papel que aguantase la presión

Gutenberg también contó con un socio que financió su proyecto, el mecenazgo que se estaba dando en el Renacimiento Italiano, que le permitió abrir su “Empresa del libro”. Es cierto que tuvo una brillante idea: descomponer un texto en sus componentes: las letras, los signos de puntuación y las combinaciones de letras existentes, es decir, las letras ligadas.

Todos ellos su usarían para los tipos independientes de impresión de palabras, líneas y páginas. Los tipos serían caracteres reutilizables. Para su fabricación, grababa el tipo invertido en un bloque de metal. Y con éste, golpeaba un cubo de cobre blando, y así conseguía la silueta hueca de la letra. Esta silueta, la matriz, definía la forma de los moldes que luego se fabricaban con plomo fundido. Así, nace el “espejo de frases”, como se le conoció en alemán al invento.

En China ya existía la imprenta

Incluso la mezcla de todo ello (la imprenta en sí), ya existía en China. Durante la dinastía Song, se produjo una importante difusión de la literatura y el conocimiento, dado que ya se había inventado la impresión xilográfica y por la posterior invención en el siglo XI de laimprenta móvil. No es de extrañar, así, que éste fuera el primer gobierno, en la historia mundial, que usó papel moneda.

La corte China tenía un gusto estético excepcional por la caligrafía, imposible de igualar con tipos móviles, por lo que éste invento no triunfó. La imprenta de Gutenberg sí que tuvo éxito, quizás porque Europa no compartía dicha pasión Asiática. En el Siglo XV, imprimir los libros era costoso (unas 75 ovejas por ejemplo para la Biblia, medio de cobro/pago habitual de la época) y largo (años). Este alto precio hizo, que por ejemplo sólo se produjeran inicialmente 200 copias de la Biblia, que se distribuyeron entre la Nobleza y la Iglesia.

Caligrafía China (Fuente: http://stnyusu.com/wp-content/uploads/2009/03/11569178831.jpg)
Caligrafía China (Fuente: http://stnyusu.com/wp-content/uploads/2009/03/11569178831.jpg)

En Europa, antes de la imprenta de Gutenberg, los libros eran copiados por sobre todo por los monjes en monasterios, lo cual los hacía inviables comercialmente. El éxito de los libros post-Gutenberg fue que eran estética, funcional y conceptualmente iguales a los libros anteriores, iguales que los manuscritos. La limitación de los primeros tipos móviles chinos ya se había salvado.

Analizando los momentos históricos de la tipografía, uno se encuentra que los ejemplos más paradigmáticos del diseño de fuentes tipográficas siempre han estado condicionados a la finalidad. Así, cuando Gutenberg hace el primer libro producido en su imprenta, diseña los caracteres móviles de tal manera que fueran lo más parecidos a la caligrafía de un copista de la época.

Con el paso de los años, con la masificación de la imprenta por toda Europa, ya no era necesario seguir emulando la caligrafía manual. Así, se comienzan los estudios de legibilidad (readibility) y diseño estilísticos de caracteres. Estos estudios, con el tiempo fueron estable-ciendo buenas prácticas que hoy en día son consideradas casi como estándares de uso. Por ejemplo, a partir de la necesidad se crear destacados en los bloques de texto comenzaron adiseñarse los tipos con inclinación.

El mito

Pero volvamos al mito. Teóricamente, con la imprenta de 1440 de Gutenberg, se abrió un nuevo mundo de posibilidades e información. Europa avanzó rápidamente después de esta invención. Eso sí, no confundamos causa con correlación. Es cierto que se empiezan a publicar libros y que más segmentos de la población empieza a leer masivamente las nuevas ideas en libros. Incluso, teóricamente, muchos dicen que sentó las bases para los cambios sociales, políticos y religiosos de los años siguientes.

Internet, como la imprenta, también dicen algunos que provocará un cambio social similar gracias a la propagación rápida y fácil de nuevas ideas. Este artículo de The Economist cuenta un poco más sobre este símil que se está utilizando con Internet. Simplemente decir que esto me parece un poco disparatado, al menos hasta que las tecnologías se integren inherentemente en la vida diaria, es decir, en todos los objetos con los que interactuamos, no sólo el móvil.

Entre los segmentos de la población que tuvo acceso a los libros, estuvo la comunidad científica. De repente, los científicos que trabajan en diferentes lugares podrían popularizar sus descubrimientos con sus compañeros, abriendo las puertas a la revolución científica. Ahora, cada científico no tenía que reinventar la rueda, sino que podría basarse en la investigación de sus colegas y predecesores. Esto fue el “citar papers” de hoy en día, dando un mayor grado de rendición de cuentas a los autores. Anteriormente, cada página se copiaba a mano, por lo que un texto escrito por un autor podía variar de un libro a otro. Nadie podía estar seguro de que lo que estaba leyendo era la misma versión que la del autor original.

La realidad es que hasta el Siglo XIX la mayoría de la población en occidente siguió siendo analfabeta. La imprenta de Gutenberg sirvió para difundir (aún más) libros religiosos, y continuó siendo así hasta ya entrado el siglo XX. Los escasos libros no-religiosos estaban sometidos a una estricta censura. El coste del papel mantuvo los libros prohibitivamente caros para la población hasta el siglo XIX.

El papel de la Revolución Industrial

Esto cambió, como muchos otros inventos, con la gran Revolución Industrial. Así, llegó la fabricación industrial de pulpa de papel. Esto dio lugar a la (mal oliente, quizás a algunos les suene eso de “la papelera”) industria del procesamiento de pulpa, papel y madera. Otra fascinante historia de progreso es precisamente la del papel.

Fábrica de pulpa de papel (Fuente: http://wapedia.mobi/thumb/82ed508/es/fixed/300/225/InternationalPaper6413.jpg?format=jpg)
Fábrica de pulpa de papel (Fuente: http://wapedia.mobi/thumb/82ed508/es/fixed/300/225/InternationalPaper6413.jpg?format=jpg)

El coste del papel producido tras esta industria bajo hasta un 90%, permitiendo así el uso del papel para prensa masiva y libros. Es en ese momento cuando explotan simultáneamente tanto los niveles de alfabetización como la lectura de libros. Así, fue la Revolución Industrial (madre de muchos de las cosas que disfrutamos hoy en día) con su lucha contra el analfabetismo y la fabricación de papel barato lo que permitió la rápida propagación de ideas a través de la prensa y los libros. Es 400 años después de Gutenberg cuando se puede decir que la sociedad lee masivamente.

Con el caso de la imprenta de Gutenberg, añado algo a lo dicho anteriormente sobre la importancia de mezclar, combinar y copiar ideas, que no es otro que los valores tradicionales de la cultura donde se produce el invento. Un ejemplo paradigmático de ésto fueron las primeras exploraciones de Zheng He, anteriores a las portuguesas o españolas. Esto da para otro post 😉

Déficit y deuda pública.. ¿qué es todo esto? (Parte III)

En definitiva, ya veis que todo esto del déficit y deuda pública es bastante más complejo que una columna de periódico. Muchos factores, muchas variantes, sin fórmulas mágicas.

[Continuación del artículo anterior]

El gasto público en las últimas décadas

Llevamos aproximadamente unos 140-150 años de crecimiento del gasto público. Seguramente ese punto de partida para el incremento de del gasto se debe a la introducción del primer atisbo de Estado del Bienestar, con la creación de un pionero sistema de protección social para los trabajadores por Von Bismarck en Alemania.

Las suspensiones de pagos y las emisiones de deuda para financiar gastos parece ser un invento español (desde la época de Felipe II en el Siglo XVI). Ya hablé sobre el historial de España en relación a su estabilidad financiera en este artículo, siendo España el país del mundo con más suspensiones de pago de deuda a lo largo de la historia.

El problema es que el gasto público ha crecido incluso más rápido que la economía. Hoy en día, las naciones más desarrolladas, dedican entre el 40 y 60% GDP en gasto público. Son niveles realmente altos. En los años 1920 el gasto público en estas naciones rondaba el 20% (que es lo que tienen los países africanos ahora mismo). En la década de 1960 era del 30% (lo que tienen ahora muchos países en Sudamérica).

¿Entre un 40 y un 60% es una cifra preocupante? Meras matemáticas. En la Unión Europea, en 2008 (antes de la caída recaudatoria), los ingresos por impuestos habían caído hasta el 40,5% sobre el PIB (luego veremos diferencias para los países de la OCDE).

Pudiera así entenderse que el gasto público es un factor correlacionado al desarrollo económico. Correlación no es causa, pero, ¿y si así lo fuera también? Se ha escrito mucho al respecto de todo esto (a favor y en contra), pero lo que queda fuera de toda duda el gasto pública impulsa varias áreas clave en todo desarrollo económico:

  1. Infraestructuras: las empresas privadas no invierten en infraestructura, y hay ciertas infraestructuras que a todos nos gusta disponer, a saber: carreteras, sistemas eléctricos, telecomunicaciones, cárceles, aeropuertos, tratamiento de aguas, sistema ferroviario, canalizaciones de agua, etc.
  2. Infraestructura “soft” (blanda): lo mismo que antes, para otro ramillete de servicios bastante demandados: servicios públicos de salud, educación, bibliotecas, etc.
  3. Financiación: el sector público siempre obtiene financiación más barata que el privado (bueno, en España ahora mismo esto no se da, pero hablamos de situaciones estables). La garantía que se podrá aprortar siempre será mayor.

Cuando una nación se desarrolla, hay crecimiento económico, tus ciudadanos se desarrollan intelectual y materialmente y se convierten en fuerza de trabajo cualificada y competente para el trabajo productivo. Así, cuando una economía crece, se necesita educación superior. Por esta raón, las inversiones en educación nunca debieran menguar a medida que crecen las economías (cof, cof).

El Sistema Nacional de Salud Francés fue declarado como el mejor del mundo por la OMS en 2000. Un sistema de aseguramiento prácticamente público (cerca del 30% lo paga el ciudadano). Aquí conté los resultados que había deparado el sistema americano.

Así, es fácilmente entendible entonces que los impuestos y los beneficios sociales juegan un gran papel en su redistribución. El gasto público es otra forma de redistribuir: sanidad, educación, etc. De hecho, hay familias para los que los servicios públicos son iguales que sus ingresos económicos. Alrededor del 50% de los empleos del mundo dependen del gasto público, ya sea de manera directa o indirecta (el efecto multiplicador que dicen).

La crisis no fue creada por el sector público (por lo menos no de manera directa, aunque por omisión de control pudiera achacársele algo), pero sí es el que la está financiando. La deuda privada fue la culpable. El déficit público, tras las crisis, ha aumentado en los países desarrollados una media de un 4%. Así están las cosas.

EEUU vs. países nórdicos

Hay una frase que repito mucho últimamente, así que quería escribir sobre ello:

You get what you pay (Recibes lo que pagas).

Hace poco en Nada es Gratis hablaban sobre ello a cuenta de la clase política en España. Sarkozy tiene un salario de $346.000, Cameron de $384.000., Merkel de $391.000 y Obama de $494.000. Zapatero gana 67.427 euros, más un complemento de 10.446. Recibes lo que pagas, no esperes más.

Aplicando esa “máxima” a lo que nos interesa (gasto público), el ciudadano a pie quiere que no se cumpla: quiere pagar pocos impuestos, y recibir muchos servicios públicos. Y éso, amigos, es difícil. El estado del bienestar sale muy caro.

Los datos que uno puede encontrar por Internet me parece excelente para explicar esto. Comparemos, en primer lugar, la recaudación de los países (más información en esta noticia).

Ingresos impositivos sobre el PIB (Fuente: www.nytimes.com)
Ingresos impositivos sobre el PIB (Fuente: www.nytimes.com)

En EEUU, parece claro, así, que se pagan pocos impuestos, que suelo definir como el precio por ser ciudadano de una sociedad. Pagas menos, luego esperas poco del Estado (el individualismo americano). En efecto, incluso si sumamos el gasto total en impuestos + gasto privado en sanidad, por ejemplo, a un americano le sale a cuenta (y eso a pesar del enorme coste que tiene la sanidad privada en EEUU).

Impuestos + gastos privados en sanidad sobre el PIB (www.nytimes.com)
Impuestos + gastos privados en sanidad sobre el PIB (www.nytimes.com)

Y eso tiene mucho que ver con el gasto público neto, no bruto. Y aquí cabe hacer una pregunta clave para exponer todo esto:

¿Quién creeis se gasta más en el Estado del Bienestar, Suecia o EEUU?

El gasto social público en el Estado del Bienestar incluye ayudas a las clases más necesitdas, desempleados, gente con capacidades especiales, jubilados y sanidad. Según datos de la OCDE, en 2003, el gasto público bruto era de:

  • Suecia: 37%
  • Dinamarca: 32%
  • Noruega: 28%
  • Finlandia: 26%
  • EEUU: 17%

Sin embargo, esta comparación no está bien planteada. La intervención del Estado dista mucho en los países nórdicos de lo que es en EEUU. En EEUU, los seguros de vida, médicos y planes de pensiones son mayoritariamente privados.  Los beneficios públicos se centran en las clases más pobres y personas con capacidades especiales (Medicaid) y en los más ancianos (Medicare). En los países nórdicos, estos servicios son universales y cubiertos por el Estado. Es lógico que le gasto bruto sea sustancialmente mayor.

Además, es más correcto comparar la suma del gasto público neto, ya que los países nórdicos tienen entre 4 y 5 veces superiores impuestos sobre el consumo y en EEUU hay multitud de exenciones fiscales para promover el bienestar social. En definitiva, una manera de corregir el gasto bruto anterior. Así, el gasto público social neto quedaría (fíjense en las variaciones):

  • Suecia: 29%
  • Dinamarca: 24%
  • Noruega: 23%
  • Finlandia: 20%
  • EEUU: 19%

Una vez considerando el gasto público neto, si le sumamos a ello el gasto privado en las áreas de índole social anteriormente señaladas. Si encima lo ponemos en términos per capita, sale lo siguiente:

  • EEUU: $7.800
  • Suecia: $6.700
  • Noruega: $6.300
  • Dinamarca: $5.800
  • Finlandia: $4.900

En definitiva, en EEUU se pagarán menos impuestos, pero el gasto social al final es superior, luego la tan citada desprotección social es cierto que no se da en el ámbito público, pero sí en el privado.

¡Que lo paguen los ricos!

Cuando se habla de arreglar los problemas de déficits, se oyen tambores de guerra hacia los ricos. ¡Que lo paguen ellos! Bueno, el problema no es tan sencillo. El 1% más rico de los estadounidenses pagan más de un 25% de todos los impuestos federales (y prácticamente el 40% de impuestos sobre la renta). Sin embrago, ingresan menos del 20% de la renta total antes de impuestos. Argumentar que hay que aumentar las tasas de impuestos a los ricos por el papel del sector financiero en la crisis es ciertamente una falacia, ya que no tiene nada que ver con la lógica de la fiscalidad.

Los últimos presupuestos de austeridad en Francia e Italia, así como los del Reino Unido, han aumentado el tipo marginal hacia los ricos. Obama también tiene como objetivo la subida de impuestos a los ricos, incluyendo la “regla de Buffett” para garantizar que ningún hogar que ganan más de 1 millón de dólares al año pague una tasa de impuesto promedio más baja que la “clase media”.

Por meras matemáticas y leyes de gravedades varias, el déficit se pudiera reducir únicamente a costa de reducir el gasto (lo que proponen los republicanos). Sin embargo, sí que hay varios factores que hacen decantarse por que sean las clases más acaudaladas las que paguen:

  • Es cierto que los estudios sobre reducciones del déficit indican que funcionan mejor cuando los recortes de gastos son predominantes. Pero no sólo, tiene que haber también algo de la parte de ingresos.
  • El apoyo de los votantes por la austeridad en curso dependerá en parte de los nuevos ingresos procedentes de los ricos.
  • Recaudar más dinero de los ricos no se puede únicamente lograr mediante el aumento de las tasas marginales de impuestos, sino de hacer que el código tributario más eficiente. Esto esevidente en EEUU y España, que se basan mucho más que otros países en impuestos sobre la renta y tiene una parte importante de deducciones de dicho gravamen, por lo que los impuestos se aplican sobre una base muy estrecha.
  • En Europa, donde los sistemas fiscales son más eficientes, una opción sería desplazar la carga tributaria de las rentas a la propiedad, que haría recaudar más de las clases acaudaladas (aunque tendría menos impacto en su deseo de asumir riesgos).

Pero, como decíamos antes, todo es bastante más complejo que lo arriba expresado. España es un buen ejemplo de ello, con un sistema fiscal que tiene mucho por mejorar. Las cargas fiscales sobre el trabajo, las numerosas deducciones a las rentas del trabajo (junto con el IVA el gran componente de ingreso), la reducción de las tasas máximas en varios impuestos (beneficios empresariales), etc.

Debido a que el impuesto sobre la renta es uno de los pocos impuestos verdaderamente progresista, y otros impuestos son regresivos, los sistemas fiscales en general en Europa -occidental- no son tan progresistas como se podría pensar. Miremos esta imagen (y si queréis este artículo) para comprobarlo.

  españolinglésfrancés  La siguiente tabla muestra mis estimaciones de las acciones sobre la renta pagado en impuestos a través de los deciles de ingresos francesa (azul) y en los deciles de ingresos en los Estados Unidos (rojo).
Estimaciones de las acciones sobre la renta pagado en impuestos a través de los deciles de ingresos francesa (azul) y en los deciles de ingresos en los Estados Unidos (rojo) (Fuente: www.nytimes.com)

Todo esto, por necesario y obvio que parezca, en la práctica exige ser prácticos (nunca mejor dicho). No se trata tanto de hacer más eficiente el sistema impositivo (que también), sino de recaudar más. Cuando se estima la recaudación bajo un nuevo sistema tributario, hay que incluir elasticidades. Un error muy repetido es considerar la base imponible que se declara con el sistema actual como la base imponible del futuro sistema.

Así, por ejemplo, los tan repetidos impuestos que graven las externalidades negativas (contaminación a la atmósfera, el tabaco sobre la salud, transacciones financieras especulativas -sea factible si no hay un acuerdo para aplicarla a escala global.-, la Fat Tax de Dinamarca, etc.) son impuestos pigouvianos, que sirven para corregir, pero no tanto para recaudar. Incluso con las externalidades negativas está por ahí un tal Coase que habla sobre externalidad óptima (lo cual no implica necesariamente la desaparición total de la misma) y de un máximo nivel de bienestar. De nuevo, esto es bastante complejo.

Movilidad intergeneracional

Y, por último, la movilidad intergeneracional. En este artículo hablé sobre la movilidad intergeneracional, que básicamente es que mis hijos me superen, tengan una vida mejor que la mía. En palabras simples y llanas: igualdad de oportunidades, que se puede medir por movilidaddesigualdad social. Mirad este gráfico sobre la movilidad intergeneracional (la renta de los padres no determina el futuro de sus hijos).

Movilidad intergeneracional (Fuente: www.washingtonpost.com)
Movilidad intergeneracional (Fuente: www.washingtonpost.com)

Ya veis qué países destacan, aquellos donde el Estado del bienestar está muy desarrollados (Dinamarca, Austria y Finlandia, básicamente). Sin embargo, todo Estado de bienestar tiene que ser efectivo. Países con gastos públicos altos como Francia y Suecia, no son precisamente los que tienen mayor movilidad. Canadá o EEUU, con gastos públicos bastante menores que países como Italia o Reino Unido, ya veis que tienen índices de movilidad bastante mejores.

En definitiva, ya veis que todo esto del déficit y deuda pública es bastante más complejo que una columna de periódico. Muchos factores, muchas variantes, sin fórmulas mágicas.